MEDIA ESTACIÓN

Tips del guardarropas

La magia de la media estación

La media estación es una etapa de dudas. No sabemos si hará frío o calor o, si tendremos que llevar abrigo para la noche. Tampoco sabemos muy bien si el clima nos engaña o si llegó finalmente el momento de bajar la ropa de verano.

Por eso, queremos darles algunos fashion tips de media estación para que desaparezcan las incertidumbres y puedan disfrutar de su ropero y de la primavera al máximo.

·       Generalmente arreglamos nuestro guardarropas dos veces al año: una para el verano y otra para el invierno. Lo ideal, sin embargo, es hacerlo cuatro veces: una vez para cada estación. Para comenzar la primavera, por ejemplo, resulta práctico quitar del vestidor los abrigos pesados, el calzado más abrigado y prendas como las poleras gruesas o las bufandas. También puede resultar útil bajar un traje de baño por si llega a ser necesario, blusas y vestidos frescos pero aún no los más playeros, algunos sombreros, buzos de hilo y calzados abiertos.

·       Cada casa y cada guardarropas es distinto. Lo recomendable, si el espacio lo amerita, es guardar la ropa de otras temporadas a mano para no hacer del cambio de estación a estación, todo un acontecimiento. También es recomendable que el lugar donde guardemos nuestras prendas no sea húmedo para evitar los hongos y el mal olor.

·       En esta época es fundamental salir afuera antes de comenzar el día para definir nuestro look. Igualmente, hay que tener en cuenta que en la alocada media estación, el día puede cambiar de forma drástica, por lo que es recomendable salir con variascapas de ropa por si el clima se torna frío o demasiado caluroso.

·       Es usual en la media estación arrepentimos de no haber salido con un abrigo. Generalmente la excusa para no usar muchas capas de ropa es que no queremos cargar con ellas si llega a hacer mucho calor. Por eso, el mejor tip para la primavera es usar carteras grandes donde podamos guardar nuestro abrigo. ¡Cuidado las más petizas! Este consejo les puede jugar en contra. Pueden usar bolsos grandes siempre y cuando se mantengan proporcionales a su tamaño.

·       No hay que ver esta etapa de transición en el año como una limitante a la hora de vestirnos, sino como una oportunidad. Es un momento en el que podemos potenciar nuestro guardarropas al máximo combinando ropa y texturas más de verano con otras más de invierno. Es un momento para divertirnos y jugar con todas nuestras prendas sin importar su estación. A continuación les damos algunos ejemplos de looks callejeros de la Paris Fashion Week que pueden servir de inspiración para esta media estación.

Podemos abrigar una camisola larga de algodón (que podríamos usar perfectamente en un balneario con sombrero y sandalias) con una campera de gamuza y botas altas de cuero.

Las carteras de verano son otro accesorio que podemos comenzar a usar en la primavera. En el juego de la moda, todo se vale. ¿Por qué no un vestido largo estival con una bomber bien abrigada y botas?

Combinar texturas es una de las claves del éxito para crear un look con onda. En la imagen a continuación, vemos un vestidito corto de lino con una polera de lana negra por debajo y unas tennis con medias. ¡Un mix absoluto entre el invierno y el verano!

No tenemos que esperar al calor para usar nuestros vestiditos de seda y la foto a continuación es el ejemplo perfecto.

Un vestido de jean y algodón como el de la imagen abajo, a primera vista, lo imaginamos con sandalias y lentes de sol. Sin embargo, con una campera de cuero, calzado de charol y accesorios llamativos como las caravanas y la cartera cuadrada, esta prenda no sólo se adaptó a la media estación sino también a la ciudad.

La clave es olvidarnos de la etiqueta VERANO o INVIERNO que tiene toda prenda y animarnos a combinar sin miedo todo lo que tenemos en nuestro ropero. Muchas prendas son más versátiles de lo que creemos. Jugar con toda la ropa de nuestro guardarropas multiplica nuestras opciones a la hora de vestirnos y es la magia de la media estación. 

Por Camila Galfione

Octubre, 2017.