VERONICA ALBERT

Diseño de joyas 

Dicen que viajar y estar en contacto con culturas ajenas a uno despierta pasiones escondidas. Para Verónica Albert fue así cuando en 2011 se fue a vivir a Perú, allí conoció la joyería peruana y se enamoró de ella.

Le maravilló la posibilidad de conjugar la atemporalidad de los metales con la pureza que tienen las piedras naturales. Estudió orfebrería en el Instituto de Joyería y Arte en Lima. Entre muchas técnicas aprendió la filigrana- típica de Perú-, método en el cual literalmente se realizan hilos de plata y luego se trabaja con ellos. Esta se puede apreciar en muchas de sus piezas.

Cada joya de Verónica es única y eso es lo que las hace especiales. Ella busca que sus accesorios despierten emociones y resalten la esencia de las mujeres que las usan.

 

Agosto, 2016.